¿Guía?, Opinión

¡1 año, 11 meses y 10 días!

Ese es el tiempo que llevaba buscando trabajo después de acabar el Máster Oficial de
Energías Renovables, allá por el año 2016. Casi 2 años es mucho tiempo, atrás quedan mis 19 horas y 20 minutos de la UTGC 2011 (Ultra Trail Grand Challenge), mis 14 horas y 20 minutos de la Transvulcania 2013, etc. Esto si que fue una carrera de fondo.

En este tiempo han pasado muchas cosas, he vivido en 6 ciudades diferentes, he sacado un Máster Universitario en Formación del Profesorado (MUFP), he probado la experiencia de regentar un alquiler vacacional, he dicho que no a varios trabajos que consideraba “abusivos”… y al final, he encontrado trabajo. Pero no un trabajo cualquiera, no, he encontrado un trabajo del que estoy orgulloso. Han tenido que pasar 40 años de mi vida y más de 10 años de experiencia laboral para decir ¡por fin!: “Tengo el trabajo que quiero”.

Si me preguntan cual fue el secreto, lo tengo claro, paciencia, formación y estar en el lugar adecuado, en el momento adecuado. ¡Ah!, y lo más importante, con la actitud adecuada.

Durante los cerca de 2 años de búsqueda he tenido la oportunidad de trabajar, claro. He
participado en muchos procesos de selección, pero ninguno me llevaba en la dirección
adecuada. He participado en procesos de selección importantes como “el fiasco de AENA”, en el Metropolitano de Tenerife, en la Autoridad Portuaria, etc, además de otros más corrientes y habituales. Y por una causa u otra, no salieron adelante. Esos fueron los momentos en los que tuve que hacer uso de la paciencia.

También fue importante para mi, a lo largo de este periplo, mantener la mente activa
(formación), por lo que la realización del MUFP me brindó un nuevo reto y una excelente oportunidad de ampliar las posibilidades de encontrar trabajo. Otras experiencia, en este sentido, fueron el afianzamiento de mi nivel de inglés, consiguiendo entrar en 5º de la EOI, y la participación en una Lanzadera de Empleo. Esta última vivencia siempre me había llamado la atención, pero nunca había tenido la oportunidad de intervenir en una, y la verdad, es una experiencia muy interesante.

Pero lo que realmente funcionó como perfecto catalizador fue el tener la actitud adecuada. En un mundo con una feroz competencia laboral, con candidatos sobre-cualificados, había que buscar un elemento diferenciador. Y tener la capacidad de poder comenzar en un empleo, esté donde esté el puesto de trabajo, en cuestión de días, aporta una ventaja competitiva clara.

En definitiva, considero que los factores que influyen en el hecho de que encuentres el puesto de trabajo que deseas, son infinitos, pero por lo menos hay que llevar controlados aquellos en los que puedas actuar. Así que si te encuentras en esta búsqueda, paciencia, formación, actitud y … no estaría de más que te leyeras mi ¿Guía para búsqueda de empleo?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s